Deberíamos extender

todos los días las manos

sobre la vida para bendecirla

y abrir los brazos

de par en par

para abrazarla

Neylor Tonin

^^^^^^^^^^^^^^^^^

Antes de iniciar

la labor de cambiar

el mundo,

da tres vueltas

por tu propia casa.

Proverbio chino

 

^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^

No hay árbol que el viento no haya sacudido

Proverbio hindú

 

PENSAMIENTOS

árbol

 

Cecilia Araya

Medio Ambiente

 

¿Cómo cuidamos del medio ambiente, los seres vivos?

Todos formamos parte del medio ambiente, donde encontramos lo que necesitamos para la vida: la comida, agua, un refugio donde vivir, lo necesario para formar y cuidar a nuestras familias.

Pero..... ¿qué es lo que está pasando al medio ambiente? ¿por qué se nos presenta con tantas alteraciones? ¿quiénes modifican sus características?.

No hay que ser muy expertos para ver la respuesta: es la actividad humana la que influye de manera negativa sobre el medio ambiente y por lo tanto, sobre todo ser vivo que se encuentre en él.

Son muchos los ejemplos de la naturaleza misma, que demuestran que es posible nacer, vivir, trancurrir, fluir, relacionarse con otros, convivir y hasta cerrar un ciclo de manera adecuada, aprovechando aspectos del medio ambiente, SIN DAÑARNOS.

Si en la naturaleza se cumple esta armonía, y a pesar de encontrar piedras en el camino, se alcanza el tan elogiado equilibrio entre los seres vivos ¿Por qué al hombre le resulta tan difícil vivir en comunidad, alcanzar una realización personal, salvar sus obstáculos, sin perjudicar a nadie y cuidando del entorno que habita?

¡ Extraña criatura el hombre!

A pesar de todo, el ser humano sabe que es el ser primero y más eficaz, para transmitir valores, para demostrar educación, humanidad, socialización, y respeto por todos los recursos naturales del planeta.

Todos podemos cumplir esta misión y en familia sostener la esperanza de construir y mantener otro mundo , mejor y más humano.

Sólo debemos: ver , juzgar y actuar compartiendo sentimientos y propósitos, inspirados en un mensaje cristiano.

 

````````````````````

ABIERTOS A LAS NOVEDADES

Para comprender este espíritu profundamente cristiano me han servido tres imágenes comunes en las religiones de oriente.

La primera es la de un immenso árbol bajo la nieve.

Las ramas más duras se rompen por el peso de la nieve, pero las blandas y flexibles se dejan vencer, bajan muy despacio, y cuando la nieve cae al suelo, se levantan lentamente. Por eso no se rompen.

La segunda es la del agua que fluye y se adapta a todo lo que se le interpone en el camino. Que si es colocada en un recipiente, no se resiste y toma su forma, pero no por eso deja de ser agua. Si corre y encuentra piedras a su paso, las acaricia, las rodea, juega con ellas y sigue su camino .

La tercera es la de la flor de loto, que flota bella en medio de las aguas turbias, y aunque haya tormenta o viento, ella sigue flotando serena y preciosa.

Víctor M. Fernández

Cuevas Maravillosas (Power)